- Publicidad -

El ciclista nazareno Adolfo Bellido obtuvo en la madrugada del pasado sábado, día 28, su segundo diploma paralímpico en Tokio 2020. Lo hizo al lograr, junto a su piloto Eloy Teruel, la sexta posición en la final directa del Contrarreloj B 1000 metros celebrada en el Velódromo de Izu.

Bellido, lastrado por una muy mala salida, estableció un crono de 1.04.061 con una velocidad media de 56.196 km/h. Como consecuencia, quedó lejos (seis segundos y 23 milésimas) de los ganadores, los británicos Neil Fachie y Matthew Rotherham, quienes con una marca de 58.038, a más de 62 km/h, batieron el récord mundial.

El ciclista declaró que la prueba del contrarreloj «no se nos ha dado muy mal, pero tampoco todo lo bien que esperábamos». Y explicaba que, a pesar de que «en la arrancada se ha escuchado que ha saltado un piñón, lo hemos dado todo y estamos contentos porque hemos mejorado la marca para no ser nuestra prueba». 

- Publicidad -

El nazareno, que repite la posición que logró en la prueba de persecución, concluirá su participación en ciclismo en pista y se centrará en las dos pruebas de carretera que afrontará la semana que viene, contrarreloj y fondo.

- Publicidad -

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí