Mesón Casa Mendoza, al calor de la carne bien elaborada

    0
    3
    - Publicidad -

    Mesón Casa MendozaDesde hace cuatro años y medio el Mesón Asador Casa Mendoza ha destacado con dos conceptos indispensable en la restauración: un buen servicio acompañado con un mejor producto y en  éste destaca notablemente sus carnes. Este restaurante sigue empeñado en la excelsitud, consiguiendo platos cada vez más interesantes y creativos, fruto de la experiencia de su propietario, Miguel Ángel Mendoza, hostelero de toda la vida y  que ha sabido plasmar toda su sabiduría en los buenos platos que nos ofrece, destacando sus carnes, donde inspira una cocina creativa e imaginativa siendo protagonistas destacados sus platos de alta restauración.

    Se trata de una cocina tradicional y con sabores de “los de antes”, con sello de la “abuela” y aroma casero, donde destacan sus carnes que ganan mucho con el trato cuidado sobre las brasas.
    Una pieza de vacuno a la parrilla debe estar arrebatada por fuera y jugosa por dentro, donde en perfecta combinación el exterior se muestra dorado, atractivo, crujiente y el interior queda rojo, suave, apetitoso.

    Casa Mendoza ha sabido adecuar estos conceptos añadiendo además el arte de servir ofreciendo sus carnes a punto, sin recalentados desvirtuadores y donde destacan sus parrilladas ibéricas, pierna de cordero a la brasa, solomillos diversos al gusto del comensal, entrecot de ternera, chuletón de buey, chuletón de Ávila (donde destaco su puesta a punto, gusto y sabrosidad).

    - Publicidad -

    Mesón Casa MendozaLa carta es amplia y se pueden descubrir otros platos; cuestión de investigar, descubrir y probar.
    Sus tapas también destacan y sobresale sobre todo su solomillo al jamón, tierno, bien braseado y  con buen sabor, destacando la salsa, que como debe ser se sirve separadamente.

    En salsas mantienen un buen punto de sabor y sobresale su pluralidad y como dice Miguel Ángel éstas están hechas para resaltar no para ocultar sabores.

    He enfatizado  las carnes de este restaurante pero destaco al mismo tiempo sus pescados donde se presenta una variedad aceptable y que también se pueden experimentar en sus sabores.
    En Mesón Asador Casa Mendoza existen ideas fijas y su jefa de cocina, María Paz Muñoz, ha sabido conseguir esta imagen para alcanzar un punto que hace que sus platos parezcan deliciosamente nostálgicos recordando sabores antiguos que en plato lo hacen reales en su “saborcillo”.

    No me queda más que recomendar este buen restaurante donde sus carnes son muy apreciadas y considero que es un acontecimiento gastronómico sentarse a la mesa de este reconocido establecimiento.

    - Publicidad -

    DEJA UNA RESPUESTA

    Por favor ingrese su comentario!
    Por favor ingrese su nombre aquí