Los párrocos de Sta. María Magdalena en los Siglos XV y XVI

0
48

Comenzamos una serie de artículos en los que mostraremos de manera cronológica la nómina de los párrocos que han regido la histórica parroquia de Santa María Magdalena a lo largo de sus más de cinco siglos de existencia. Recordemos que es la más antigua de nuestra ciudad y la única hasta bien entrado el siglo XX.

En esa nómina de párrocos recogemos de manera breve sus datos biográficos más destacados. De esta forma, vamos a continuar la magistral labor que en su momento emprendió el profesor Antonio José López Gutiérrez con los párrocos de este templo.

1 Vasco Pérez
Cura de Dos-Hermanas (1493). Se trataría del primer párroco del que tenemos constancia documental, apareciendo como testigo y firmante en una notificación de ese mismo año conservado en el Archivo Histórico de la Nobleza.

2 Antonio de Alvarado
Cura de Dos-Hermanas (1498-1499). Lo único que sabemos de este clérigo es que el 11 de abril de 1499 dio a tributo perpetuo a Juan Sánchez de la Santa, vecino de este lugar, «vnas casas que el Señor (Juan de) Monsalue dio a Santa María (Magdalena)».

- Publicidad -

3 Pedro Sánchez de Ávila
Cura de la parroquia (1518). Son pocas las noticias que tenemos acerca de este clérigo. Por un lado, el 7 de julio de 1518 sabemos que vendió a Juan Caballero un horno de cal por nueve ducados de oro. También fue dueño de una heredad de viña con bodegas en el término municipal, propiedad que pasó, por donación que hizo este clérigo, a María de Olías, esposa de Toribio Ximénez.

4 Juan Rodríguez de León
Cura de la parroquia (1531-1542). Si bien desconocemos su lugar de nacimiento, sabemos que al poco de establecerse en el entonces lugar de Dos-Hermanas comenzó a adquirir propiedades (ciertas casas y varias tierras en el término nazareno). La primera vez que aparece citado en un documento notarial es como testigo en el testamento de Cristóbal Fernández de la Torre, otorgado el 23 de septiembre de 1531.
Entre las propiedades que llegó a tener destacan una heredad con casa cubierta de bayuncos en el pago de los Ladrillejos, adquirida a Lucía García ‘La Morena’ por veinte ducados de oro en febrero de 1535, una casa comprada a Leonor Rodríguez ‘La Prieta’, vecina del lugar y viuda de Juan Sánchez Prieto. Un tributo perpetuo de nueve gallinas que existía sobre una casa situada en la calle del Rey, propiedad de Juan Martín del Hierro y Catalina de Mora, y un pinar situado en el pago de Valdesantana, en el término de Dos-Hermanas.
Del mismo modo, en enero de 1541 Pedro Díaz le dio poder cumplido y bastante para que en su nombre fuera a la villa de Pozuelo y «a todas las çibdades e villas e lugares de todos los Reynos e Señoríos de Sus Magestades» para cobrar lo que se le adeudaba. Tenía un sobrino llamado Pedro Rodríguez de León, que fue clérigo y sacristán de la parroquia nazarena. Tuvo buena fama en el pueblo, y a él acudían en muchas ocasiones los vecinos del lugar en busca de consejo o ayuda. Marchó de Dos-Hermanas en los primeros días de 1542, al ser nombrado cura de la iglesia de Nuestra Señora de las Nieves de la localidad sevillana de La Rinconada.

5 Bachiller Melchor de Valdés
Cura de la iglesia de Santa María Magdalena (1542-1543). Su paso por la parroquia de Santa María Magdalena fue efímero. Lo único que hemos podido saber de este clérigo es que en julio de ese último año entregó a tributo o censo a Lorenzo Mateos, vecino de El Coronil, dos aranzadas de olivar en el pago denominado El Arenal, término de aquella localidad sevillana.

- Publicidad -

RESPONDER

¡Escribe tu comentario!
Introduce tu nombre aquí