Manifiesto contra la violencia de género

0
- Publicidad -

La violencia contra la mujer constituye un obstáculo para el logro de la igualdad, el desarrollo y la paz. Es la consecuencia más dramática de unas relaciones de poder históricamente desiguales entre el hombre y la mujer, que han conducido a que el hombre domine a la mujer y la discrimine impidiendo su plena realización como persona.

Aunque todas podemos ser víctimas de violencia, algunos grupos de mujeres, como las que pertenecen a minorías, las mujeres indígenas, las refugiadas, las mujeres emigrantes, las mujeres que viven en comunidades rurales o remotas, las mujeres indigentes, las mujeres recluidas en instituciones o detenidas, las niñas, las mujeres con discapacidad, las mujeres de edad y las mujeres en situaciones de conflicto armado, son particularmente vulnerables a la violencia.

Por ello, no debemos olvidar que los derechos humanos de la mujer y de la niña son una parte inalienable, integral e indivisible de los derechos humanos universales que es necesario promover y proteger.

- Publicidad -

En definitiva, la lacra de la violencia hacia la mujer es un problema estructural. Vivimos en una cultura machista y depende de todas las personas conseguir que no lo sea. Por ello tenemos que trabajar para que en nuestro entorno predominen el respeto mutuo y la buena convivencia, para que en nuestro día a día sólo haya buenos tratos.

 

- Publicidad -

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí