Consumidor defendido

    0
    2
    - Publicidad -

    Todo en nuestra sociedad
    -cualquier cosa, cualquier lema-
    lleva impregnada la crema,
    consumista,
    y desde flor a letrina
    -pasando por las doctrinas-
    va en su lista.

    ¿Compras?, ¿vendes?, ¿pones precio?,
    ¿dónde estás en el sistema?,
    ¿qué eslabón de la cadena
    te ha tocado?
    ¿en qué ilusión, qué cabeza,
    en qué anzuelo de promesa
    ya has picado?

    Y entre el comprar y el vender
    -atento siempre a su renta-
    el hombre cae en la cuenta
    sorprendido,
    que a más cosas que consume
    y más valor que presume
    es más vendido.

    - Publicidad -

    Así surge la defensa
    del pobre consumidor,
    que da al consumo mejor
    su vigilancia,
    a un tiempo que, tras el humo,
    sigue aumentando el consumo
    de ignorancia…

    - Publicidad -

    DEJA UNA RESPUESTA

    Por favor ingrese su comentario!
    Por favor ingrese su nombre aquí